«Una mirada profunda a los roles exaltados de la Humanidad»  Una de las más profundas señales que podemos observar en nuestro proceso de transformación más allá de la firma del Tipo es a través de los temas de nuestro Perfil.

Al observar las líneas de los Hexagramas del I’Ching, podemos ver que los 6 perfiles del Diseño y los 6 perfiles de la Personalidad, y cómo describen el modo en el cual nuestro propósito se cumple holísticamente a través de nuestra mente y nuestro cuerpo.

Estos Perfiles derivan de la Puerta 10 (La puerta del Comportamiento) de donde salen los 6 roles del Investigador, el Ermitaño, el Mártir, el Oportunista, el Hereje y el Modelo de Rol.

Ra describía estos temas como el traje o el atuendo con el cual vamos creciendo mientras vivimos nuestro Tipo. Pero a medida que profundizamos en estos roles, comenzamos a trascenderlos y a hacerlos nuestros.

Esto significa que podemos acceder a un aspecto más profundo de nuestro rol que Ra describía como “el auténtico arquetipo”, a través del cual tenemos el potencial de expresar la forma exaltada de nuestro perfil: el Investigador se convierte en el Maestro y el Hereje en el Mensajero.

Lo que normalmente sucede es que consideramos a estas expresiones exaltadas fuera de nuestro alcance y proyectamos estas cualidades a un grupo selecto de unos pocos, tales como conocidas figuras que son vistas como Gurús o Maestros (espirituales).

Una vez que estos individuos son reconocidos como arquetipos influyentes, sus libros y enseñanzas son referenciados y buscados como ejemplos de vida porque ejemplifican algo especial, tal vez designado por alguna fuerza misteriosa. Y generalmente nos deja pensando como llegaron a ese lugar, o qué los hizo tan especiales para comenzar a lograr estados elevados del crecimiento personal.

Si observamos cuantas personas verdaderamente cumplen estos roles, seguramente podríamos ver que la vida no es muy larga y puede muy bien incluir a las figuras más comúnmente referenciadas como Jesús, Buda o los maestros del “new age” como Eckhart Tolle.

Pero siendo conscientes de nuestro potencial único para impactar al mundo basado en los verdaderos arquetipos que estamos destinados a cumplir a través del Perfil, comenzamos a darnos cuenta de que al abrazar otras perspectivas como si fueran nuestras, mismo si son extraordinarias, puede suprimir nuestro crecimiento personal. Este es especialmente el caso cuando estamos:

  • Atrapados en el condicionamiento de centros abiertos y las características generales del No-ser de nuestro Tipo y nuestro Perfil.
  • Buscando asumir roles que no debemos cumplir.

«Los arquetipos del Perfil no tratan sobre lo que es posible para otros o sobre alguien que sea especial. Tratan de eso que es inherente en todos y cada uno de nosotros, y lo que surge a pesar de la percepción que tenemos de nosotros mismos.”

El Diseño Humano nos muestra como personificar estos roles de manera propia y personal a través de los temas específicos de las líneas del I’Ching del Rave que conforman nuestro Perfil y los 6 Colores que pueden expresar los Perfiles arquetípicos de manera más profunda y exaltada. 

Cuando vivimos correctamente a través de los temas de la Línea y del Color, estos 6 aspectos diferenciados de nuestros Perfiles se vuelven una expresión única de los temas generales del Perfil en nuestras activaciones Sol/Tierra.

Los 6 Roles del Perfil de Diseño y Personalidad derivan de las 6 Líneas del Hexagrama 10 (la Puerta del Comportamiento), mientras que los 6 arquetipos son expresados a través de la toma de consciencia de la Línea y del Color.

Por ejemplo, uno de los roles más influyentes en nuestra era actual es el Perfil de 1ra. línea (El Investigador), que está destinado a investigar y construir un cimiento sólido que ofrece seguridad a través del conocimiento. Este rol también se expresa a través de la Motivación del Color que impulsa hacia la expresión de una personalidad diferencia para llegar a ser el Maestro.

Otro arquetipo está representado por el Perfil de la 5ta. Línea (El Hereje) que está destinado a cumplir el rol de universalizar aquello que es práctico pero que también conlleva el potencial de expresar el rol exaltado del Mensajero a través de la diferenciación de la Línea y del Color.

Al examinar la conexión entre nuestro Perfil y Color, podemos comenzar a comprender los arquetipos específicos que estamos destinados a personificar.

¿Cuáles son los roles que estás destinado a cumplir a través de la exaltación de tu Perfil?

El Perfil nos apunta a cada uno hacia un rol que podemos cumplir dentro de nuestro propósito de vida. A medida que desarrollamos, podemos crecer en las características de ese Perfil que es nuestro atuendo, ese que hemos nacido para vestir y definir de modo único.

El Color es el mecanismo de subestructura que hace posible de diferenciar aun más la cualidad de estos roles del Perfil y así comenzar a experimentar los matices que trascienden las descripciones básicas de las Líneas de nuestras activaciones del eje Sol/Tierra. Con esta toma de consciencia conjunta de la Línea y del Color, podemos personificar la expresión diferenciada de nuestro auténtico Arquetipo de Perfil.

“Todos estamos aquí para ser maestros, gurús, sacerdotes, profetas, mensajeros y Budas unos para otros. Sin que ninguna de estos roles sean otros que panadero o fabricante de candeleros. Tenemos roles muy específicos y en el cumplimiento de esos roles yace el poder de no solo vivir la vida que es correcta sino de poder enriquecer las vidas de los demás.”Ra Uru Hu

Fuente: artículo de Jovian, abril 2019
Traducción: Alejandra Perciavalle

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
Share This